La flor mágica de Kenzo

coq-01

Con su mirada poética, Kenzo embellece el mundo sembrando campos de amapolas en las principales ciudades del globo. Desde París, Londres y Moscú, hasta Buenos Aires, se tiñeron de rojo y fueron perfumadas con su fragancia insignia: Flower By Kenzo.

Por. Lic. Mariana Boggione

Fotos: Kenzo

Publicada en Revista Solo Líderes, enero de 2016.

“El mundo es bello”. Esta frase de cabecera de Kenzo resuena desde hace más de 15 años en sus creaciones, con una mirada poética y diferente sobre el universo, y lo mueve a dar fragancia a una flor que originalmente no tiene aroma: la amapola.

Una flor delicada y fuerte, pura, sensual y urbana como los rascacielos, se convierte así en ícono su fragancia insigne Flower By Kenzo, creada en el año 2000. A diferencia de lo que podría pensarse, la amapola no es un componente, sino el emblema de un ya consagrado clásico de la perfumería.

Los campos de amapolas

La naturaleza, lo bello, lo optimista y lo colorido impregnan la filosofía Kenzo. “Con el espíritu de crear un escenario natural que refleje la espectacularidad de esta emblemática y mágica flor, la marca decide embellecer el mundo sembrando campos de amapolas en las principales ciudades del globo” afirma Mirta López, Training Manager de Kenzo Argentina.

París, Singapur, Hong Kong, Moscú, Londres, Viena, México, Madrid, Bruselas, Lyon, Toulouse, Dubai, Varsovia, Johannesburgo, y también la misma Buenos Aires, se vieron teñidas de rojo, intervenidas por Flower By Kenzo.

“En la Plaza Roja de Moscú y en la explanada del Centre Pompidou de París, se han llegado a utilizar un total de 200.000 amapolas, mientras que en Londres fueron plantadas 60.000”, detalla López. Cabe destacar que estas flores son creadas exclusivamente en Francia y se envían a los diversos puntos cardinales donde, luego de ser perfumadas con Flower, se realizan las intervenciones urbanas. “La gente hace cola más de una vez para que le den amapolas en estos eventos”.

Además de haber tenido su campo en Plaza San Martín, Buenos Aires fue elegida como locación para realizar una de las publicidades televisivas que representó a la fragancia por cuatro años a nivel internacional. Para esta ocasión, Caminito (San Telmo) se transformó en un gran sendero repleto de amapolas rojas.

Un clásico exitoso

“Podría decirse que Flower es sinónimo de Kenzo” confiesa Mirta López, y enfatiza: “se venden 5.000 frascos al día en todo el mundo, ¡con los que se podrían cubrir tres veces la altura de la Torre Eiffel cada día!”.

Por su imagen, por sus acciones, su caja y su jugo, los diez principales narices del mundo posicionan a Flower By Kenzo entre los 10 clásicos que ninguna mujer debería dejar de sentir en su vida. Es una fragancia que por su lujo resiste al tiempo, superando el fenómeno de la moda.

Ya habiéndose consagrado como un clásico por haber superado 10 años en el `Top 5´ de la perfumería mundial, Flower By Kenzo celebró en 2015 su decimoquinto aniversario lanzando una nueva fragancia: Flower By Kenzo L´Élixir.

Esta flamante edición cobró forma en la imaginación del Maestro Perfumista Alberto Morillas, después de visitar un campo de Rosas Búlgaras.L`Elixir tiene el sello de la marca, parte del ADN de Flower, como los almizcles blancos, pero suma otras notas gourmet, convirtiéndose en una fragancia muy actual, moderna, elegante, colorida, que se despega del clásico Flower, que es un floral atalcado”, explica López.

15 años embelleciendo el mundo

En Argentina, los Jardines del Museo Nacional de Arte Decorativo de Buenos Aires fueron el escenario elegido para celebrar los 15 años de Flower By Kenzo. El evento contó con la presencia de destacados periodistas y celebridades de la moda y la belleza como Florencia Torrente, Sabrina Garciarena, Isabel Englebert, Julieta Pink, Javier Iturrioz y Fabián Medina Flores, quienes se acercaron a brindar y disfrutar de la imponente exhibición de amapolas gigantes que se instaló para el festejo, y conocer el flamante FBK L`Elixir.

Dicha exhibición seguirá vigente hasta el mes de marzo 2016 inclusive, en la Plaza Rubén Darío, donde se pueden ver también las dos amapolas realizadas por el artista plástico Plablo Stein.

Descubrite

Si bien en el mundo de las fragancias no hay patrones establecidos, Mirta López (Training Manager de Kenzo Argentina) nos ayuda a descubrir cuál es el Flower ideal para cada una.

Flower By Kenzo: Para una mujer clásica, elegante, refinada, que conoce el lujo y goza de los grandes clásicos.

Flower In The Air: Es una línea más naif, para sentirse más relajadas, con una fragancia más desestructurada y joven, repleta de flores frescas.

Flower By Kenzo L`Elixir: Es hoy y para todas. Es tendencia que conquista al instante de probarlo, con su intensidad de colores transmitida por la frambuesa de salida.

img_20160502_145743

Una ventana al corazón sudafricano

14660736515_f5663326d8_k

Con un estilo clásico y una historia que se remonta a 1946, The Blue Train se ha convertido en un símbolo de los viajes en trenes de lujo. Su ruta habitual une Cape Town y Pretoria, ofreciendo una experiencia única de confort y exclusividad entre los más bellos paisajes del sur de África.

Elegantemente decoradas con mármol italiano y accesorios en oro y plata, las suites a bordo ofrecen servicio personalizado de mayordomo.

Ideal para un cognac y un cigarro después de la cena, The Club Car reúne un bar, mesa de café bien surtida, libros, revistas y juegos de mesa.

Por Mariana Boggione

Publicado en Revista Doquier Nº 91, diciembre 2014.

Desde su creación en 1946, The Blue Train ha sido reconocido como un símbolo de la travesía ferroviaria de lujo y como un ícono de la experiencia turística, la hospitalidad y el ocio en el África meridional. Su recorrido une Ciudad del Cabo y Pretoria, en ambos sentidos, y cuenta también con ocasionales rutas alternativas a Durban, Pilanesberg y Kruger.

Comparables a las habitaciones de los mejores hoteles del mundo, las suites a bordo ofrecen cinco estrellas de clase y confort. Elegantemente decoradas con mármol italiano y accesorios en oro y plata, ofrecen servicio personalizado de mayordomo en viajes de 27 horas con todo incluido.

The Blue Train se destaca por su gastronomía, con menús acompañados por una amplia selección de vinos sudafricanos y una carta premiada por el Annual Diner’s Club Award of Approval. La experiencia de viaje incluye los paisajes en los que el tren serpentea, atravesando gran parte del sur de África, y se complementa con una excursión a la mina Kimberley Hole Diamond y a la pintoresca localidad de Matjiesfontein.

El tren se ha ganado su lugar en la historia de los viajes de lujo. Pero lejos de estancarse en la tradición de un clásico, en los últimos años ha sido renovado incorporando lo más avanzado en tecnología sobre rieles. Hoy posee un sofisticado sistema de suspensión que ofrece uno de los paseos más suaves que se pueden encontrar en este tipo de medios de transporte alrededor del mundo, asegurando el descanso y un sueño apacible.

Confort sobre rieles

La empresa dispone de dos conjuntos de trenes. Ambos son muy similares en la decoración y difieren en algunos detalles, especialmente en su capacidad, ya que uno puede alojar 74 pasajeros mientras que el segundo tiene espacio para 58 huéspedes.

El de menor capacidad es el más exclusivo; posee un vagón ambientando como sala de conferencias en un extremo, con ventanas en tres de las paredes para disfrutar al máximo del paisaje. Caminando a lo largo de sus pasillos se llega a The Club Car, un salón donde disfrutar un cognac y un cigarro después de la cena. Este espacio reúne un bar, mesa de café bien surtida, libros, revistas y juegos de mesa. Para relajarse y disfrutar de una merienda y refrigerios está The Lounge Car, mientras que no falta un vagón especial, The Dining Car, para almorzar o cenar cómodamente.

La etiqueta a bordo es de suma elegancia, ya que cuenta con un código de vestimenta smart-casual durante el día, mientras que de noche los caballeros deben usar saco y corbata, y las damas, un vestido elegante.

No son pocas las personalidades y celebrities que han elegido The Blue Train para unas relajadas vacaciones. Por sus restaurantes y suites han pasado Elton John, Kylie Minogue, Naomi Campbell y otros famosos que eligieron esta original experiencia para recorrer con comodidad y estilo los confines del sur de África.

ESTILOS1 ESTILOS2

Bal Harbour Shops

Las mejores marcas del mundo en segmentos como diseño, alta costura, calzado, joyería y relojería se concentran al norte de Miami Beach, en Barl Harbour, donde las tentaciones para hacer compras hoy suman hasta un fashion room personalizado en la habitación de un hotel.

 

BOURBON-STEAK-Main-dining-room-11

 

Este paraíso chic de tiendas de diseño, que se inauguró en 1965, genera los mayores ingresos por metro cuadrado de los Estados Unidos.

 

 

El St. Regis Bal Harbour ofrece una innovadora experiencia de compras a partir de un acuerdo con la tienda Neiman Marcus.

 

 

Por Mariana Boggione

(Publicado en Revista Doquier n°82)

 

Bal Harbour, al norte de Miami Beach, sobre el océano Atlántico, ha sido considerada desde sus orígenes como el centro del glamour y la moda del sudeste norteamericano. Allí se levanta el emblemático Bal Harbour Shops, una visión de Stanley Whitman, quien creó un reino exclusivo con su innovador y lujoso concepto de mall al aire libre, hoy convertido en un modelo a seguir para los desarrolladores y en un elemento clave para la definición de estilo y elegancia de esta ciudad.

Este paraíso chic de tiendas de diseño, que se inauguró en 1965, genera los mayores ingresos por metro cuadrado de los Estados Unidos y bien puede considerarse la mejor experiencia de compras del mundo. Una visita se siente casi como una experiencia zen, especialmente mientras se camina a través de dos plantas de boutiques y cafés con palmeras, fuentes y peces koi.

Los nombres del diseño

Bal Harbour Shops cuenta con la mayor concentración de tiendas de diseño en el país y más de cien de las mejores marcas del mundo, además de ser un punto de confluencia para joyerías y relojerías del más alto nivel internacional.

Se pueden recorrer grandes tiendas como Neiman Markus y Saks Fifth Avenue, y locales de alta costura de la talla de Chanel, Giorgio Armani y Valentino. También se hallan diseñadores líderes como Chloe, Carolina Herrera, Hermes, Michael Kors, Mark Jacobs, Oscar de la Renta, Prada, Ralph Lauren e Yves Saint Laurent.

En cuanto a calzado, se destacan Cesare Paciotti, Jimmy Choo, Roger Vivier, Sergio Rossi y Tod`s. Mientras que Bvlgari, Chopard, David Yurman, Harry Winston, Piaget, Tiffany & Co. y Van Cleef and Arpels marcan la presencia de la alta joyería. Indudablemente, basta un simple repaso por las marcas reunidas en Bal Harbour Shops para afirmar que se trata del centro de moda más importante de Miami.

Fashion room privado

En este marco paradisíaco junto al mar, en la intersección del arte, la moda y el diseño, se erige St. Regis Bal Harbour Resort and Residences, el más reciente complejo turístico de lujo de Miami. Este impresionante edificio frente al mar, situado a escasos minutos de la vibrante energía de South Beach, ofrece una innovadora experiencia de compras a partir de un acuerdo con la tienda Neiman Marcus.

El servicio, bautizado como “El armario de Neiman Marcus”, se solicita al hacer la reserva, momento en el que se completa un cuestionario sobre gustos y preferencias. Luego, al llegar a su habitación, el huésped encuentra un armario con los artículos disponibles en la afamada tienda de lujo, seleccionados de manera personalizada por un equipo especial de compras.

Independientemente de si se trata de un perfecto vestido de noche de Marchesa, de una suntuosa maxifalda de Michael Kors, unas elegantes plataformas de Christian Louboutin o el imprescindible monedero de Alexander McQueen, los huéspedes pueden elegir entre una selección de más de cien diseñadores.

Los artículos están impecablemente presentados en un vestidor tan espectacular como espacioso, acentuando el placer de hacer compras y probarse ropa o accesorios en la intimidad de la propia habitación. El huésped puede elegir y adquirir lo que desee, o limitarse a resignar el servicio sin sentirse obligado a realizar compra alguna.

Lujos de hotel

Dando lugar a 243 lujosas habitaciones y suites con vista al mar, el St. Regis Bal Harbour está compuesto por tres torres de veintisiete pisos, completamente acristaladas, que se elevan sobre un amplio tramo de playa frente al océano Atlántico.

Los interiores de este complejo turístico fueron diseñados por el mundialmente reconocido diseñador Yabu Pushelberg. Son verdaderamente impresionantes y cuentan con detalles especiales que abarcan desde espejos antiguos y raras maderas africanas hasta la utilización de un exclusivo mármol chino conocido como “flor de Dios”.

Cuenta además con un impresionante recibidor cubierto de espejos -realzado con relucientes candelabros de cristal de roca-, una suite presidencial con una terraza privada de 110 metros cuadrados frente al mar, una amplia colección de arte contemporáneo, vinoteca con 2.500 etiquetas internacionales, piscinas relajantes y cabañas privadas de lujo.

En cuanto a sus servicios, además de propuestas especiales como El armario de Neiman Marcus, vale destacar el legendario servicio de mayordomo de St. Regis y el alto nivel gastronómico de los restaurantes, especialmente de J&G Grill, dirigido por el chef Jean-Georges Vongerichten.

Estilos1 Estilos2 Estilos3